Unas pinceladas sobre Toledo, la Ciudad Imperial

¡Buenos días a todos! Hoy toca una entrada híbrida entre viajes y gastronomía, porque cuando uno se va de viaje, es imposible no dedicar gran parte de él a comer y beber bien...o al menos, así lo hago yo ¡y no me va nada mal! :) Finalmente, he decidido poner este post en "Viajes", pero que sepáis que, además del recorrido por la ciudad, también me voy a dar el lujo de recomendaros sitios para comer y beber de maravilla.
 
Toledo es un espectáculo de ciudad. No sólo es estéticamente bonita, sino que tiene muchísima historia encerrada en cuestas, callejones, monumentos y museos; una ciudad que te acoge desde el primer momento y te atrapa con su magia. Toledo es cultura, tapas y raciones, cuchillerías, mazapán, El Greco. Conocida también como la ciudad de "las tres culturas", porque durante siglos convivieron cristianos, judíos y musulmanes, y así se demuestra en sus iglesias, sinagogas y mezquitas. El río Tajo la bordea, y ella se sitúa, majestuosa, en una colina de unos cien metros de altitud dejando una estampa tan bonita como la que pude fotografiar hace unos días:
 
 
 
Es muy difícil elegir qué ver en Toledo, y más cuando sabes que tienes poco tiempo, porque podrías estar semanas y semanas y no te la acabarías, pero allá va mi recomendación sobre lo que no te puedes perder si decides visitar esta bonita ciudad:
 
- Catedral primada: imponente catedral de estilo gótico en el centro histórico de la ciudad. Hay que entrar y tomarse su tiempo para visitarla, ya que contiene innumerables obras de arte repartidas en capillas, un bonito claustro, el Tesoro, etc. Merece la pena pasear de noche por sus alrededores, ya que está iluminada.
 
 
 
- Alcázar: destaca sobre toda la ciudad, ya que se encuentra en la parte más alta. Fue residencia de reyes y en la actualidad alberga el Museo del Ejército.
 
 
- Casa-Museo de "El Greco": No es exactamente la casa donde vivió el artista, pero ofrece una reproducción de la época y alberga varios cuadros importantes. Fue construida para reivindicar la importancia del pintor, ignorado durante siglos. Afortunadamente, hoy en día su obra está muy valorada, y durante este año, si visitáis Toledo, tenéis muchas exposiciones temporales con grandes obras, ya que se conmemora el IV centenario de su muerte.
 
 
 
- Sinagoga del Tránsito: situada en el barrio judío, de estilo mudéjar. Alberga el Museo Sefardí, donde se puede aprender sobre la cultura judía a lo largo de los siglos, en especial en nuestro país.
 
 
- Monasterio de San Juan de los Reyes: de estilo gótico isabelino, merece la pena visitarlo y observar los relieves tan trabajados durante un buen rato...Tiene un claustro precioso.
 
 
 
- Iglesia de Santo Tomé: iglesia de estilo mudéjar (antigua mezquita) famosa por albergar el famoso cuadro "El entierro del Señor de Orgaz", pintado por El Greco en el siglo XVI. Una maravilla para la vista que no os podéis perder.

 
- Mezquita del Cristo de la Luz: desafortunadamente, me quedé con las ganas de verla, pero estoy segura de que volveré para quitarme la espinita. Construida en el siglo X y posteriormente reconvertida en un templo cristiano.  
 
Otros lugares a visitar son, por ejemplo, la Sinanoga de Santa María la Blanca, las diferentes puertas (Puerta de Bisagra, Puerta del Sol, etc.), el Museo de Santa Cruz, la Plaza de Zocodover (pasaréis por allí seguro si visitáis lo que os he comentado anteriormente), el Mirador (saliendo de la ciudad), el Puente de Alcántara, el Hospital de Tavera, etc. Pasear por el centro histórico de Toledo es muy bonito, así que hay que caminar y perderse, dejarse llevar por sus calles estrechas. De noche está todo iluminado, y da la sensación de trasladarse a otra época...muy mágico todo.

En cuanto a comer y beber, he de deciros que Toledo es un sitio ideal para tapear, con una buena copa de vino o una cerveza fresquita. La mayoría de bares suelen ser generosos y te ponen una tapa con tu bebida. ¿Qué tenéis que probar? Si os apetece tomar algo típico, a mí me gustaron mucho las carcamusas del bar Ludeña. Es un plato de carne de cerdo guisada con tomate, guisantes y salsa picante (para mojar con pan hasta rebañar el plato...). Mirad qué buena pinta:




Dice la historia, que en este bar se inventaron las carcamusas a mediados del siglo XX, así que si queréis probar algo típico en un sitio más típico todavía, este es vuestro lugar. Otro plato para probar aquí es el asadillo, una ensalada de pimiento rojo asado con ventresca de atún y olivas. A mí me pareció espectacular, sinceramente. También tienen como especialidad los chipirones en su tinta, por si os apetece algo diferente a lo que había comentado.

Otro lugar que visité fue "La Abadía", un restaurante situado en un edificio abovedado del siglo XVI donde comimos bastante bien y a un precio razonable. Muy bueno el vino de DO La Mancha (en este caso elegimos, recomendados por el camarero, Viña San Juan, muy suave y apto para comidas sencillas y diarias) y también la perdiz a la toledana (estofada), uno de los guisos estrella de esta ciudad. Además, tomamos solomillo de jabalí, ensalada de perdiz en escabeche, presa ibérica, etc. Un placer para los sentidos. Os recomiendo, vayáis donde vayáis en Toledo, que probéis algún guiso de caza, ya sea perdiz, ciervo, jabalí o lo que os ofrezcan, merece la pena. Ahora, si esto no os gusta o no os apetece, tenéis infinidad de opciones para disfrutar de una buena comida.

Si lo que queréis es haceros una cervecita, un sitio bonito es "El Trébol", al lado de la plaza Zocodover. Se puede ver parte de la primera de las tres murallas de Toledo en la planta baja, y ofrecen tapas buenas a un precio razonable, aunque también os podéis sentar a comer (nosotros esto último no lo hicimos). Mucha gente dice que "ya no es lo mismo de antes", pero como yo antes no lo conocía, no puedo comparar, y a mí me gustó. :)

Después del intento fallido de visitar la Mezquita del Cristo de la Luz, entramos a una tetería que se encuentra justo delante, donde un autóctono de la ciudad nos había indicado que hacían un té con hierbabuena buenísimo. Y no defraudó: por 5 euros tienes una tetera grande (da para unos 8-9 vasitos) de té con hierbabuena (o de cardamomo, jazmín, etc.) muy dulce, en un ambiente diferente, todo decorado al estilo "árabe". También hacen comidas que no pudimos probar por una cuestión de tiempo. Aquí os dejo una foto:



Otro sitio que no visitamos, pero que es muy famoso en Toledo, es el restaurante Adolfo. Evidentemente, se nos iba de presupuesto (menús a casi 80 euros y un sueldo mileurista no pueden casar nunca). Tiene de todo, gente que lo ama y gente que cree que es pagar más por algo que no es para tanto, sobre esto no puedo opinar. Lo que sí sé es que tiene una bodega con más de 1900 referencias...sólo por eso, me hubiera gustado entrar (jajaja). Tiene varios restaurantes repartidos por Toledo y Madrid más baratos, podríamos decir que son "Adolfos" en versión "low cost"; nosotros estuvimos en "Colección Catedral", justo delante de la catedral primada, como su nombre indica, y he de decir que fue una cena bastante correcta: carrillada de cerdo, muy tierna y bien presentada, foie de pato con manzana verde y, cómo no, mazapán de postre.

Nos recomendaron más sitios, como Alfileritos24 (de los mismos dueños que La Abadía y El Trébol), Jacaranda (un sitio bastante escondido, especialidad en tablas de patés y quesos), La Flor de la Esquina o La Casa de Damasco, pero no nos dio tiempo a más...si alguien va y los visita, que me diga qué tal.

Esto es sólo una pequeña parte de lo que podéis ver y comer en Toledo, porque cuando lleguéis os daréis cuenta de que hay un bar de tapeo en cada esquina, veréis tantas cosas apetecibles que no sabréis qué elegir ni a qué sitio entrar...y os daréis cuenta de que lo mejor es volver.

¿Y vosotros, habéis estado? ¿Alguna recomendación para los que quieran ir?

Nota: todas las fotos las he hecho yo, no son bajadas de internet. :)
  
  

Share this:

ABOUT THE AUTHOR

Hello We are OddThemes, Our name came from the fact that we are UNIQUE. We specialize in designing premium looking fully customizable highly responsive blogger templates. We at OddThemes do carry a philosophy that: Nothing Is Impossible

2 comentarios:

  1. Hola Carmina. Yo fui hace...espera que cuento años...mmm del 2007 al 2014...ahh!! 7 años ya!!!? It can´t!!!!

    Me gusto mucho la ciudad, pero fui en plan fugaz y ni tengo fotos ni nada...recuerdo que fui sólo a pasar la mañana y era un día de mucho frío como máximo estaría 2-3 horas así que tampoco tuve tiempo de mucho.

    Si vuelvo a ir, que será que si, seguiré tus recomendaciones.

    Un besico

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues tienes mucho por ver...porque 2 o 3 horas no son nadaaaaa!!!! Jeje. Un besito guapa!!

      Eliminar